Sea gestor de su salud en el trabajo

Preste atención a las señales que le da su cuerpo para evitar dolencias.

salud-ocupacional

El ritmo de vida actual y el sedentarismo no son los mejores aliados de ningún entorno laboral. Si a esto se le suma una mala alimentación y un alto nivel de estrés, la combinación puede ser fatal.

Cuidar de la salud de los empleados es, además de una obligación legal, un beneficio para la empresa. La buena salud mejora las relaciones y aumenta la productividad, de manera que la compañía se volverá más eficiente a medida que sus empleados se sientan cada vez mejor con sigo mismos.

Hay ciertos pasos que el empleado puede hacer por sí mismo y así asegurar su calidad de vida personal y laboral:

  • Preste atención a su postura para trabajar: las facilidades ergonómicas evitan el surgimiento de dolores asociados al trabajo diario. Tenga en cuenta su postura y mejore la si es necesario.

  • Realice pausas activas: enemigas del sedentarismo, las pausas activas nos invitan a distraer el cuerpo y la mente de las presiones laborales. Realice las frecuentemente y recuerde mover todas sus extremidades. La clave está en no hacerlo por obligación sino como una verdadera distracción, no le tomará más de cinco minutos.

  • Cuide su alimentación: muchas veces el ritmo laboral nos empuja a saltarnos comidas, almorzar a deshoras, llenarnos con snacks o comidas rápidas muy poco saludables. Es preferible elegir frutas, lácteos, almuerzos balanceados y nutritivos. Estos alimentos tienden a mantenernos alertas, con la mente fresca y los sentidos despiertos, cosa que no sucede con las harinas y los alimentos ricos en grasas.

  • Realice controles médicos frecuentes: es recomendable realizar exámenes médicos ocupacionales cada año. Estos permiten identificar posibles dolencias o afecciones asociadas a las condiciones laborales que no se tienen en cuenta. También pueden identificar enfermedades de manera temprana y esto aumenta la posibilidad de sanar prontamente, sin mayores complicaciones.

Además de estas recomendaciones, existen numerosas herramientas que brindan los estudios o capacitaciones en Salud Ocupacional. Se trata de una disciplina que busca promover y proteger la salud de los trabajadores, previniendo y controlando accidentes y enfermedades asociadas a la cotidianeidad laboral, promoviendo el trabajo sano y seguro, atendiendo el bienestar físico, mental y social de los trabajadores para contribuir al desarrollo sostenible en los ambientes laborales.

Los programas académicos en Salud Ocupacional permiten profundizar en temas de diagnóstico, implementación, mantenimiento y mejora del sistema de seguridad y salud en el trabajo. La oferta académica en especializaciones y maestrías es amplia y variada, consulte la y perfeccione sus conocimientos. Existen portales en Internet que le permiten hacer búsquedas, filtros y selección de programas para posgrado y educación continua de forma ágil y fácil.

Fuente

Consultas:
charlasdeseguridad@live.com.ar
@charlasdeseguri

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *